¿Cómo están revolucionando las impresoras 3D la medicina moderna?

La impresión 3D está revolucionando y mejorando varias industrias y la industria médica no es una excepción. Las impresoras 3D tienen muchos beneficios para que la industria médica moderna mejore y salve la vida de los pacientes. Pero, ¿cuáles son los beneficios y usos reales de esta tecnología?

¿Qué es la impresión 3D?

La impresión 3D es un proceso de creación de objetos sólidos tridimensionales a partir de un archivo digital creado en una computadora. La creación de un objeto impreso en 3D se realiza mediante procesos aditivos. En un proceso aditivo, un objeto se fabrica depositando sucesivas capas de material hasta que se crea el objeto.

La impresión 3D permite producir objetos de formas complejas con un grado excepcional de precisión utilizando menos material que los métodos de fabricación tradicionales.

Muchas empresas se han especializado en esta área, como 3D Hubs, que se posiciona como la empresa experta en impresión 3D en Lyon. Ofrece creación de prototipos rápida y económica a través de pedidos en línea, seguida de fabricación de impresión 3D para recibir las piezas solicitadas en unos pocos días.

Impresoras 3D y medicina

Hoy en día, todas las industrias utilizan la impresión 3D en línea. La medicina es uno de los campos de actividad que pueden obtener beneficios reales de la fabricación aditiva. La medicina requiere alta precisión y mucha capacidad de respuesta para tratar ciertas emergencias. Por tanto, la impresión 3D representa una solución ideal al permitir trabajo preciso, rápido y económico.

Beneficios de la impresión 3D

  • Creación de equipos a medida.
  • Reducción de costes.
  • Ahorro de tiempo significativo.

Y aquí hay algunos ejemplos concretos donde la impresión 3D es útil en el sector de la salud:

Creación de implantes y prótesis a medida

La impresión 3D permite crear dispositivos perfectamente adaptados a todo tipo de paciente. Esta tecnología permite crear manos, brazos o piernas perfectamente adaptados a la morfología del paciente, todo ello a un coste reducido respecto a una prótesis tradicional. Las impresoras 3D son capaces utilizar materiales biocompatibles que por tanto no será rechazada por el cuerpo humano.

Órganos de impresión

La impresión de órganos en 3D está comenzando a mostrar grandes mejoras. Esta tecnología 3D ha demostrado que es posible imprimir dispositivos que funcionan exactamente como nuestros órganos. El uso de este método aún no está desarrollado, pero en un futuro cercano podría ser una solución para abordar la escasez de donantes de órganos.

Por ejemplo, el 15 de abril de 2019, un grupo de investigadores de la Universidad de Tel Aviv en Israel creó un primer corazón artificial basado en células humanas. Este corazón, ciertamente muy pequeño (2 cm de diámetro), es un verdadero avance en el campo.

Sector dental

La impresión 3D también tiene un impacto en la industria dental con muchos beneficios. Esta tecnología elimina el proceso de moldeo y permite al dentista realizar todos los pasos él mismo, ahorrando tiempo y dinero. Los aparatos ortopédicos, las prótesis y las coronas se pueden imprimir en 3D.

Ayudar a los cirujanos a capacitarse

Cualquier procedimiento quirúrgico conlleva riesgos y requiere que el cirujano tenga experiencia para que la operación sea lo mejor posible. La impresión 3D permite crear una réplica 3D del cuerpo humano con un grado de precisión muy alto. Cirujanos experimentados o en formación pueden trabajar en modelos de tamaño natural de partes del cuerpo.

Leave your comment

<